La página web nº1 del mundo sobre la audición y la pérdida auditiva
Desde 1999

11 de diciembre de 2007

Catedrático británico: los mayores de 55 deben hacerse pruebas de audición

Un exhaustivo estudio británico de exploración auditiva a 35.000 personas de 55 a 74 años demuestra que las pruebas de audición rutinarias pueden ahorrar a la persona y a la sociedad una gran variedad de problemas e importantes gastos. Demasiadas personas viven durante años con una reducida capacidad auditiva sin beneficiarse de usar audífonos. Una prueba de audición realmente sencilla puede ser totalmente eficaz.

Si todas las personas de 55 y más edad revisaran su audición se evitarían muchos problemas, según Adrian Davis, catedrático británico y consejero de gobierno encargado del exhaustivo estudio acerca de la idea de realizar pruebas auditivas entre los británicos adultos.

35.000 británicos entre 55 y 74 años formaron parte del estudio llevado a cabo por el Consejo de Investigaciones Médicas del Servicio de Salud Pública Británico, el NHS.

Demasiados con audición reducida

El doce por ciento, o más de uno de cada 10 participantes, sufrían una pérdida de audición de moderada a severa. Aun así, solo el 3 por ciento utilizaba audífonos.

Esta elevada cifra de personas con pérdida de audición que no utiliza audífonos no sorprende a los investigadores. “Sabemos que de media, las personas viven 10-15 años con dificultades auditivas antes de acudir al médico,” dice Adrian Davis. La media de edad para una primera prueba de audición entre los británicos es de 70 años. Para entonces, más de la mitad de ellos tienen ya una pérdida de audición importante.

Vivir con una pérdida de audición no tratada puede hacer que la persona se deprima y se encierre en sí misma, causando aislamiento social y problemas en el trabajo.

La intervención temprana beneficiosa para todos

La exploración auditiva rutinaria puede ser la solución para la mayoría de estos problemas. Una identificación temprana y el consiguiente tratamiento pueden mejorar la calidad de vida de forma considerable.

La sociedad en general se beneficia también si las personas con pérdida de audición reciben un tratamiento temprano. Podrán permanecer en el mercado laboral, y se recortan gastos al prevenir la depresión y otros efectos secundarios de la pérdida de audición.

30 segundos son suficientes

A largo plazo, las exploraciones auditivas rutinarias son una gran inversión, señala Adrian Davis. La prueba utilizada en el ensayo es realmente sencilla. El paciente escucha sonidos a varios niveles durante 30 segundos. Esto es suficiente para decir si una persona necesita o no usar audífonos. Incluso los investigadores quedaron sorprendidos al comprobar que una prueba tan sencilla podía ser tan eficaz.

Adrian Davis cree que las pruebas de audición rutinarias para los británicos de más de 55 años podrían implantarse en un periodo de 5 años si el asunto recibe el apoyo político necesario. El portavoz del Ministerio de Salud Británico declaró que estudiarán a fondo los resultados del ensayo.

Fuente: BBC, noviembre de 2007.

Use nuestros artículos

Nuestros artículos están a su disposición. El único requisito es que proporcione el enlace directo del artículo específico que desee utilizar en su web e indique a hear-it como fuente.

Por el contrario, las imágenes que aparecen en hear-it no pueden utilizarse, ya que no tenemos el copyright de las misma, solo hear-it tiene el derecho de editarlas en su web.