La página web nº1 del mundo sobre la audición y la pérdida auditiva
Desde 1999

El ruido nocivo pasa factura

El ruido nocivo pasa factura

La generación de los "baby boomers" ha sido una fuerza social durante medio siglo. Esta generación ha dictado los cambios en el estilo de vida, las actitudes y los patrones de consumo. En cuanto a la pérdida de audición, alcanza la mayoría de edad cuando el primer presidente de su generación, Bill Clinton, comienza a utilizar dos audífonos digitales de alta tecnología en 1997, utilizándolos principalmente en ceremonias y reuniones políticas, donde tenía dificultades para distinguir los sonidos.

Como muchos otros de su generación, Clinton, atribuye su pérdida de audición a los ruidosos conciertos de rock a los que asistió a lo largo de los años, y en su caso concreto, por tocar el saxofón y por haber tocado en bandas de música de la escuela. El ex-presidente comparte su problema auditivo con muchas otras personas populares, de mayor o menor fama, muchos músicos de rock menos conocidos y muchos más músicos de clásica. En Canadá, el 37% de los músicos de rock y el 52% de los músicos de clásica padecen algún grado de pérdida auditiva, según informa la Clínica de Músicos de Canadá. Entre las estrellas del rock de la quinta del "Rock and Roll Hall of Fame", el 60% son discapacitados auditivos.

Aunque son pocos los que dudan que los efectos perjudiciales del volumen de la música comenzaran en los 60, los tímpanos deteriorados de la multitud en el festival "Woodstock" es sólo parte de la historia. Los niveles de ruido han aumentado en todos los entornos, desde el secador de pelo después de la ducha de la mañana, hasta la sopladora de hojas, la cortadora de césped, las moto nieves, motos de agua, los campos de tiro, el reproductor de música, las motocicletas, el tráfico, los eventos deportivos, los estéreos del coche con ocho altavoces y la película de la tarde, que se puede disfrutar en casa con el potente sonido sorround de los altavoces.

En el entorno laboral, los peligros de exponerse al ruido existen también en abundancia. Entre aquellos que se enfrentan diariamente a ruidos perjudiciales se encuentran los bomberos, los oficiales de policía, los trabajadores de las fábricas, los músicos y los profesionales de la industria de entretenimiento. Según estudios en la industria, citados en WebMD, el 44% de los carpinteros y el 48% de los fontaneros tienen problemas auditivos, y el 90% de los mineros son discapacitados auditivos a la edad de 52 años.

Cualquiera que esté expuesto al ruido se ve afectado, pero una pequeña minoría de los "baby boomers" es especialmente susceptible a dañar su capacidad auditiva, debido a que genéticamente está predispuesta para ello.

Use nuestros artículos

Nuestros artículos están a su disposición. El único requisito es que proporcione el enlace directo del artículo específico que desee utilizar en su web e indique a hear-it como fuente.

Por el contrario, las imágenes que aparecen en hear-it no pueden utilizarse, ya que no tenemos el copyright de las misma, solo hear-it tiene el derecho de editarlas en su web.