La página web nº1 del mundo sobre la audición y la pérdida auditiva
Desde 1999

La ciudad del ruido

San Francisco es tan ruidosa que la capacidad auditiva de sus ciudadanos está en peligro.

La ciudad del ruido

Las ciudades modernas son muy ruidosas, y esto puede representar un serio peligro para la capacidad de audición de cualquier persona. El 25 de abril de 2001, se destacó este hecho cuando las organizaciones vinculadas con la audición grabaron los niveles de sonido en losEE.UU. utilizando medidores con motivo del Día internacional de concienciación sobre el ruido. Estos datos quedaron reflejados en la revista norteamericana The Hearing Journal. Armados con un equipo de sonido, la gente tomó las calles de Nueva York, Los Ángeles, San Francisco, St. Luis, Minneapolis/St. Paul, Chicago, New Haven y Fort Lauderdale.

San Francisco resultó ser la ciudad, donde se midieron los niveles de ruido más elevados. El registro más alto alcanzó la sorprendente cifra de 120 dB, y fue producido por el aullido de una sirena. Sin embargo, las mediciones por encima de los 100dB se alcanzaron mientras se tomaban los datos del ruido del tráfico, en un club nocturno, en una obra en construcción, en un salón de vídeo juegos, en un cine y en un gimnasio, incluso en un aula de enseñanza.

Las máquinas recogedoras de hojas resultaron ser una fuente de ruido importante, creando niveles de entre 90 y 105 dB.

Si fuera por los oídos, Fort Lauderdale, en Florida sería el mejor sitio para vivir. Aquí, los medidores de sonido registraron los niveles más bajos.

La revista Hearing Journal, sin embargo, enfatiza que los resultados de la prueba deben tratarse con cautela. Los métodos de medición y los medidores propiamente dichos, pueden variar. Y la revista duda que San Francisco sea un lugar más ruidoso que la mismísima ciudad de Nueva York. La conclusión principal, de todas formas, no puede ignorarse. La capacidad de audición de los ciudadanos de las ciudades americanas está amenazada.

Fuente: The Hearing Journal

Use nuestros artículos

Nuestros artículos están a su disposición. El único requisito es que proporcione el enlace directo del artículo específico que desee utilizar en su web e indique a hear-it como fuente.

Por el contrario, las imágenes que aparecen en hear-it no pueden utilizarse, ya que no tenemos el copyright de las misma, solo hear-it tiene el derecho de editarlas en su web.