La página web nº1 del mundo sobre la audición y la pérdida auditiva
Desde 1999

Y volvió el sonido

Al principio los audífonos de Gunner Petersen no funcionaban adecuadamente, pero cuando se los reajustaron y regularon, el resultado fue completamente diferente.

Y volvió el sonido

"Oír sonidos que no había escuchado durante muchos años fue bastante sobrecogedor," dice el danés Gunner Petersen, acerca de su capacidad para oír, cuando le reajustaron sus audífonos digitales.

"Debo admitir que me decepcioné bastante cuando recibí los audífonos por primera vez. No notaba la diferencia. Me parecía que oía mejor sin ellos. Pensaba que sería normal y me empecé a hacer a la idea. También me daba la sensación de estar aislado al llevarlos puestos. Estuve a punto de dejarlos en un cajón. Pero al cabo de unos meses, fui a que me los reajustaran y debo admitir, que me quedé completa y gratamente sorprendido."

La pérdida de audición entra sigilosamente
Gunner Petersen, a sus 73 años, nos cuenta una historia que muchas personas podrán reconocer. No sabe con exactitud cuando empezó su pérdida auditiva. Simplemente fue metiéndose sigilosamente.

"Probablemente pasó después de jubilarme, hace ya unos cuantos años. Nunca tuve problemas en el trabajo, pero no puedo señalar el momento exacto en que apareció," dice Gunner, que trabajó como jefe de departamento en el ayuntamiento de su ciudad natal, Horsens, Dinamarca.

"Los audífonos me permitieron oír sonidos que no escuchaba desde hacía años - las pisadas, los coches que pasan por mi calle, el canto de los pájaros, el viento en los árboles. Fue incluso abrumador, y pasé un mes acostumbrándome a oír todos los sonidos que no había escuchado durante cinco, seis o más años. Ahora llevo puestos los audífonos todo el tiempo, y la sensación de estar aislado ha desaparecido. Sólo me los quito para dormir y para bañarme. La única dificultad que aun tengo es cuando hay muchas personas, tengo problemas para oír y separar todas las voces y los ruidos."

Indeciso demasiado tiempo
Primero, Gunner no se daba cuenta de que los sonidos se iban atenuando. Después, se resigno a la idea y se imaginó que "las cosas son así. Probablemente tengo una pequeña pérdida auditiva como la mayoría de la gente a mi edad."

Su familia, sin embargo, no estaba de acuerdo y le presionaron un poco, explica Gunner. "Muchas veces no comprendía lo que me decían, y subía demasiado el volumen de la radio y de la televisión. Me animaban para que fuera a examinarme la audición, y me decían que los audífonos actuales podían ayudarme a oír de nuevo. Probablemente esperé demasiado tiempo. Ahora lo sé," comenta Gunner.

"Mi pérdida de audición hizo que me quedara fuera de las conversaciones, cuando estaba junto con más personas. Dejé de atender porque de todas formas, no podía oír lo que decían."

El otorrinolaringólogo le diagnosticó una pérdida auditiva significativa en ambos oídos. Su audición estaba afectada tanto en bajas como en altas frecuencias, y la pérdida auditiva era mayor en el oído derecho. En frecuencias medias la pérdida auditiva era menos severa.

Gunner Petersen recibió entonces los audífonos digitales recetados por el médico.

"Pero fueron necesarias varias visitas al médico antes de que estuvieran ajustados, afinados y funcionaran de la mejor forma posible para mí," dice Gunner.

Dos buenos consejos
Gunner Petersen da dos buenos consejos a otras personas que estén en su misma situación:

"Primero, es extremadamente importante darse cuenta de cualquier pérdida auditiva y acudir a hacerse un chequeo. Segundo, si te recetan unos audífonos debes asegurarte de que recibes las instrucciones necesarias y debes ser perseverante, ajustarlos y reajustarlos a tus necesidades hasta que funcionen bien, incluso, si esto supone acudir al audiólogo muchas veces. Dejarlos en un cajón si al principio no funcionan no es la solución y, desde luego, es una mala idea."

Use nuestros artículos

Nuestros artículos están a su disposición. El único requisito es que proporcione el enlace directo del artículo específico que desee utilizar en su web e indique a hear-it como fuente.

Por el contrario, las imágenes que aparecen en hear-it no pueden utilizarse, ya que no tenemos el copyright de las misma, solo hear-it tiene el derecho de editarlas en su web.