26 Noviembre 2019

La obesidad aumenta el riesgo de pérdida auditiva

Un estudio japonés a gran escala halla una relación entre la obesidad y la pérdida auditiva.

Un estudio llevado a cabo en Japón ha hallado que el riesgo de desarrollar pérdida auditiva en 1 kHz se eleva a un 32% en el caso de las personas con un índice de masa corporal (IMC) de entre 25,0 y 29,9 y a un 66% entre los individuos con un IMC de 30.0 en comparación con la población cuyo IBM es menor de 25,0. En cuanto a la pérdida auditiva en 4 kHz, el riesgo elevado en el estudio se situaba en un 14% y 29% en comparación con individuos no obesos metabólicamente sanos.

Las probabilidades de desarrollar pérdida auditiva en 1 kHz aumentaban a un 19% en el caso de personas no obesas y no sanas, un 27% en el caso de los obesos sanos y a un 48% en el caso de los obesos no sanos. En cuanto a la pérdida auditiva en 4 kHz, estas cifras se situaban en un 13% para la población no obesa y no sana, un 21% para los obesos sanos y un 26% para los obesos no sanos.

Hombres en edad de trabajar

El estudio se elaboró a gran escala sobre una muestra de 48.549 japoneses en edad de trabajar con edades comprendidas entres los 20 y los 64 años y sin pérdida auditiva al inicio del estudio. El 85% de la población estaba compuesta por hombres. Para poder determinar la presencia de pérdida auditiva en 1 kHz y 4 kHz, se realizaron pruebas audiométricas de tonos puros todos los años.

En el estudio, cuyo seguimiento medio se realizó cada 7 años, se halló que 1.595 individuos desarrolló pérdida auditiva unilateral en 1 kHz y 3.625, en 4 kHz.

Estudios previos

Existen estudios elaborados con anterioridad que también han hallado una relación entre la obesidad y la pérdida auditiva.

Un estudio turco sobre la relación entre la pérdida de audición y la obesidad entre mujeres de 18 a 40 años demostró que la obesidad podía afectar a la capacidad auditiva. En particular, la capacidad de oír altas frecuencias parecía estar vinculada negativamente con la obesidad.

Un estudio llevado a cabo por el centro médico de la Universidad de Columbia (EE.UU.) halló que el haber sido obeso durante la adolescencia contribuía a doblar las probabilidades de desarrollar pérdida auditiva en las frecuencias bajas.

Además, según un estudio iraní, las personas que tienen síndrome metabólico corren un mayor riesgo de desarrollar pérdida de audición.

El estudio «Obesity and risk of hearing loss: A prospective cohort study» (Obesidad y riesgo de pérdida auditiva: Estudio prospectivo de cohortes) se publicó en Clinical Nutrition en 2019.

Fuentes: Clinical Nutrition y www.ncbi.nlm.nih.gov

Para saber más