09 Octubre 2007

Protección para los asiduos a discotecas

Muchos jóvenes sufren problemas auditivos debido a la música alta de conciertos y discotecas. El Bundesrat suizo (Consejo Federal) quiere hacer algo al respecto y ha cambiado la regulación sobre el sonido y las luces láser.

El consejo federal suizo quiere que haya más protección para los oídos y los ojos de los asiduos a discotecas. La nueva regulación sobre el sonido y la luz láser entró en vigor el 1 de mayo de 2007. La nueva normativa obliga a informar al público de los niveles de sonido y de los demás riesgos para la salud a los que están expuestos, y se deben proporcionar protectores auditivos.

Los niveles máximos de ruido generales seguirán siendo de entre 93 dB y 100 dB. El nivel máximo de ruido general es de 93 dB por hora, pero también se permiten los eventos con niveles de 96-100 dB, siempre que se registren por adelantado.

Tapones gratuitos y áreas de descanso

Deben proporcionar tapones auditivos gratuitos al público en lugares con niveles de ruido máximos, y los niveles de ruido deben grabarse y supervisarse. En eventos de más de tres horas de duración, el local debe ofrecer un área donde los niveles de ruido no excedan los 85 dB. Las grabaciones electrónicas de los niveles de sonido deben guardarse durante 30 días y presentarse en caso de demanda por daños y perjuicios.

En disco-fiestas para chicos menores de 16 años, los niveles de ruido no deben superar los 93 dB.

La regulación sobre el ruido y la luz láser en conciertos en Suiza se aplica desde 1996.

Fuente: espace.ch y NZZ Online

Reciba noticias de hear-it